BiCuriosa

Un trabajo que me gustaba, viajaba, me relacionaba con mucha gente, una oficina preciosa con grandes ventanales con vistas a la montaña… y sin expectativas en cuanto al amor ni a tener pareja. Entonces es cuando la vida te sorprende. Cuando me divorcié de mi primer marido, él llevaba seis meses sin tocarme. Yo no… Leer más BiCuriosa