Calentando el agua de la piscina con Rocío

Soy una lianta. Lo reconozco. Me pueden las situaciones morbosas, crear unión entre distintas personas, hacer cosas sin planificarlas, según surgen…..la vida esta hecha de emociones y a mi me gusta buscar las mías poniendo los ingredientes que a mi me gustan.

El último día que quedé con Rocío y con Jesús, le enseñe a ella una foto de Marcos. Le gustó mucho. La intención es que más pronto que tarde nos juntemos a jugar los cuatro, pero por circunstancias no ha podido llevarse a cabo. Así que, para propiciar que haya un poco más de complicidad, les propuse hacer un trío de whatsapp a él y a ella. A Jesús le dejaba fuera para que Rocío se expresara con libertad y zorreara con Marcos con más tranquilidad y se conozcan bien. Al día siguiente, cuando la charla no había pasado de los formalismos comunes de alguien que no se conoce, recibo una llamada de Jesús: “Me has dejado fuera del grupo??? Me habéis discriminado!!” Vaya, Rocío se lo ha contado….yo pensaba dejar mi boquita cerrada pero veo que la relación que mantienen es de que el uno sepa del otro absolutamente todo, así que, después de una breve charla explicándole mis motivos…entró en el grupo. Rocío, de todas formas, ya me lo había pedido hacía un rato, supongo que cuando se lo había contado y le había dicho que no, que si no ella no se expresaría libremente con Marcos y accedió a que así fuera. Así que no entendió muy bien cuando Jesús entró y estuvimos hablando por teléfono para hablar de ello.

Todo aclarado pero el grupo se estancó, nadie hablaba, era súper aburrido así que empecé a contar todo lo que hacía. Estos días estoy muy activa, fiestas de pueblos, conciertos, que maravilla de verano!!!

Uno de los días que he salido conocí a un muchacho follable total y lo puse. Durante dos días seguidos quedé y lo contaba en el chat. Mi idea era meterle mano en el concierto de Bustamante y cuando estaba allí, mandé una foto del escenario al grupo. Jajajaja…. me pidieron todo tipo de pruebas!! Cómo son estos chicos!! 

Es curioso lo de los grupos, hablas en común pero luego mantenía conversaciones paralelas con los otros tres integrantes. Es súper divertido. Supongo que a Rocío y Jesús también lo hacen y mi intención es que la complicidad lleve a que Marcos lo haga también con Rocío.

El caso es que, ayer, según terminaba de comer, Rocío dijo algo de que se iba a bañar en la piscina, cervecita y solecito….joder, que envidia y yo en casa, sola y sin planes hasta la noche. No sé cómo pero en un par de horas me planté a cien kilómetros de mi casa para pasar la tarde con ella. Los chicos se comían los muñones literalmente. Les mande una foto con el bikini puesto y subiendo al coche pero pensé que no se lo terminaban de creer.

Cuando llegue nos hicimos una foto las dos juntas y la mandamos al grupo. No se lo podían creer. Jesús exclamó: “Vaya huevos tiene Estefi”, Jajajaja. Así que, nos tomamos una coca cola, hablando de todo un poco, de a ver si podemos quedar la semana que viene los cuatro, que ya hay ganas y de un montón de cosas. Hacía calor, así que decidimos pegarnos un chapuzón. Era tarde, así que ya no quedaba mucha gente en la piscina. Nos fuimos a un rincón a seguir hablando. Comentamos lo buena que estaba una de las parejas que estaban en uno de los rincones de la piscina: “uffff…a esa me la comía enterita”, le dije. “Si, la verdad es que está muy buena”. Mis ojos no dejaban de mirar las tetas de mi amiga. Me estaba poniendo súper cachonda. Y se lo dije: “Que ganas de tocarte las tetas tengo!!”. “Pues, tócamelas!!” 

  • Pero estamos en tu pueblo, esto es muy pequeño, todo el mundo te conoce.
  • No importa, tócamelas 
  • Lo voy a hacer con cuidado, tu mira a ver si nos ven

Ella estaba apoyada de frente al bordillo y me coloqué por detrás, se sumergió un poco más y con una de mis manos pude palpar uno de sus pechos, magreándolo. Sólo la situación me aceleraba el corazón e hizo que mi coño comenzará a palpitar. Baje la mano, toque su culo, pellizcándolo ampliamente con toda mi mano y aparté su bikini hacía un lado para tentar su raja. Tengo las uñas un poco largas y no quería hacerla daño pero mi instinto me pedía penetrarla con uno de mis dedos pero después de palpar levemente y tocar su agujero, paré. Mirábamos a todos lados, cambiamos de posición, ella me miraba ahora y entonces metí la mano por delante alcanzando su clitoris por encima de la braguita. Se estremeció al momento diciéndome lo puta que era por provocarle esa sensación de placer. Se retorcía en el agua pero se dio cuenta de que había alguien fuera al que tenía que ver por una gestiones y se disculpó para salir. 

  • No tardes, que se enfría el agua, ahora que ya la habíamos calentado un poquito, le dije con una amplia sonrisa. Voy a nadar para no quedarme fría. 

Me hice un par de anchos y me apoye en el bordillo, cruzando mis brazos y apoyando mi cara en ellos para dejar mi cuerpo flotar. Abría y cerraba las piernas cual rana para que el agua masajeara mi hinchado clitoris. La ingravidez que da el agua, con ese calentón que tenía y ese movimiento causaron un orgasmo mientras esperaba a la diosa que tenía junto a mí esa tarde. 

water-3266211__480.jpgCuando entró de nuevo en el agua, seguimos hablando, como si nada, pero yo seguía con unas ganas irrefrenables de seguir tocando ese cuerpo hecho para el pecado. Y lo hice. Su clítoris pedía guerra, en cuanto lo toque estaba hinchado, deseoso, ella se retorcía todo lo disimuladamente que podía y mi mano sobaba esa entrepierna. Yo estaba detrás y pasaba mi brazo por su cintura hasta alcanzar su punto, se había apoyado en el bordillo tal y como estaba yo hacía unos minutos y con mi masaje cada vez más rápido, se corrió maravillosamente para mi. Deje de ver su cara por unos instantes pero habría sido estupendo podérsela mirar. Se dio la vuelta y metió su mano por mi braga del bikini y tocó justo mi punto de deseo, diciéndome que ahora me tocaba a mi. Cerré mis ojos y me deje llevar. La rapidez con la que alcance el climax fue pasmosa, igual que la suya. Como nos conocemos las mujeres!! Mis espasmos seguían después de que quitara su mano y tras bastantes segundos seguía con mi placer, se lo dije: “Me sigo corriendo” y entonces volvió a meter su mano y propició que se alargara ese orgasmo y provocarme otro. Realmente brutal. 

Seguimos un rato más en el agua, mis manos se iban irremediablemente hacia su cuerpo. Es ideal. Me encanta. Hablamos, nadamos, reímos…. nos acordamos de nuestros chicos y pensamos que, solamente, aunque hubieran estado viéndonos desde algún lugar de la piscina, se habrían puesto súper cardiacos. Cuando se lo contemos, van a flipar!

No podíamos estar con el bañador mojado así que me dirigió hacia el vestuario. En el momento que deposite mis cosas en el suelo, cerró la puerta y se acercó a mi con una cara de zorra alucinante diciendo entre dientes:”aquí te quería yo ver” y me besó ardientemente. Uno de sus dedos se introdujo en mi coño provocándome un squirt en segundos, salvaje, chorreante, sin control….espectacular. No dejábamos de besarnos y yo no iba a ser menos y también quería provocar eso en ella, así que, también en segundos fue para mi ese chorreo de gusto que fluyó de su sexo. Jadeábamos, nos sobábamos, reímos, nos decíamos lo putas que somos. Nos parecemos mucho en la forma de disfrutar el placer. Nos calentamos muy rápido, nuestra resistencia de la excitación se conecta al segundo. Somos de cero a cien en un momento, es genial. 

Teníamos que mandar una foto a nuestros chicos. Saque el móvil, lo apoye en un lavabo, puse el temporizador, agarre una teta, nos besamos y, completamente desnudas, salió una foto súper excitante. Allí va!! Publicada en el grupo al instante con el mensaje: “Mientras nuestros squirt chorrean por nuestras piernas”

Buahhhh….volverse locos creo que es poco. Al ver la foto Marcos exclamó: “Ostias, que maravilla!”Y Jesus: “Mammmmmaaaaa, hijas de puta!! Yo quiero!!

Nos pusimos un vestido piscinero las dos, ella con otro bikini y yo con bragas sin sujetador. Las bragas me las puse por que iba a seguir chorreando y no quedaría muy bien un charco en mi ropa. Salimos de la piscina y nos fuimos a tomar algo con unos familiares suyos que aparecieron. Encartó tomar algo de cenar también por la hora, yo estaba disfrutando un montón, en todos los sentidos. Sabéis que siempre saco todo lo bueno de las situaciones pero esta esa siendo muy especial. Risas, conversaciones muy amenas, divertidas…parece que nos conocemos de toda la vida, es genial!! 

Antes de que trajeran la cena fuimos a hacer pis al baño las dos para aprovechar darnos un beso. Que necesidad da la de tener a alguien ahí, delante de ti y no poder hacerlo. Justo en ese momento suena el teléfono de Rocío en la mesa y no le da tiempo a cogerlo, inmediatamente suena el mío. Es Jesús. 

  • “Que guarrillaaaaaaa” ….. que tal?
  • Muy bien, le dije guardando la compostura un poco. Estaba hablando con él delante de los familiares de Rocío. Puede resultar en un momento dado hasta chocante que yo hable muy amigablemente con él estando con ella…no se y me dio el flash de no mostrar mucho énfasis en la conversación. 

Así que cuando Rocío me dijo, trae, pásamelo, casi que me sentí aliviada. No se que relación si cercana o no tiene con esos familiares en cuanto a contarles cosas de su vida pero si me preguntan en ese momento que de que los conozco (a Rocío y a Jesús), me habrían puesto en un compromiso bastante grande. Yo no oculto nada de lo mío pero las vidas de los demás es otro asunto…..

Estuvieron un rato largo hablando pero ella se fue de la mesa. Supongo que algo le estaría contando de lo que había pasado o de lo que iba a pasar, la verdad, no me preocupaba en absoluto. Disfrutaba de saber que lo teníamos cachondo como un mono y sufriendo por no poder estar allí. Ese juego, me encanta. 

Después de cenar me invita a subir a su casa. Sus hijos están a punto de llegar pero creo que confía en que tengamos un momento de intimidad antes de que eso suceda. Mientras ella hace cosas yo fotografío el salón y se lo mando a Jesús con la frase “Te suena?” Seguro que se la ha follado allí mismo infinidad de veces, incluso estos últimos días que hemos quedado y luego se iban ellos y me contaba que lo había hecho, la imaginaba sobre la mesa del salón, con el culo en pompa, siendo penetrada salvajemente por detrás. 

Recibe la foto, se que está pendiente del móvil. No me lo imagino ni lo visualizo en ninguna situación concreta pero estoy segura que desenfunda su dispositivo del bolsillo trasero del pantalón con expectación y muy a menudo. Con quien esté…. se puede mosquear, Jajajaja. No sabe ni lo que se puede encontrar, así que mi siguiente foto es de mi mano sobre el muslo de ella. Y la siguiente, de mi mano en una de sus tetas invocando a Marcos y diciéndole que estamos en casa de Rocío y que me huele la mano a coño. Marcos está un poco off, lo leerá cuando pueda y se pondrá malo también del morbazo que tenemos montado. Se acabó momento móvil. 

Ella se quiere subir el vestido tras la foto y no la dejo. Sus tetas me piden que se las coma. Se recuesta en el sofá y lentamente acercó mi boca a su pezón erecto. Despacio, chupo, lamo, succiono. Con la otra mano mis dedos pellizcan el otro y ella comienza a gemir. Se retuerce en el sofá. Me recreo, me está excitando muchísimo succionar esa teta. Siento como si me estuviera masturbando por el placer percibido pero no me toco, mis manos y mi boca son para ella, mi mente es la que me masturba y está siendo fantástico. De repente se mueve y se levanta diciendo que va a cerrar la puerta. Cruza la llave para que tengan que llamar si quieren entrar. Nos pueden sorprender en cualquier momento.

Cuando vuelve, se quita toda la ropa, dejando su parte superior del bikini bajo las tetas. Se tumba encima de mi, me besa ardientemente, me soba las mías y baja su boca hacia una de ellas para chuparla. Yo, mientras, toco las suyas. Estamos las dos como locas, excitadísimas, ansiosas, respiraciones muyyyy agitadas y manos ávidas de piel, de carne, de sexo. Subo mi falda y se sienta sobre mis caderas, como si me quisiera cabalgar. Le digo que la quiero comer el coño pero no me escucha. Comienza a restregar el coño contra el mío, sus caderas se menean de adelante hacia atrás frenéticamente mientras mis manos amasan sus tetas desde abajo. La visión que tengo de ella es belleza absoluta. La deseo, la tengo, me tiene, nos estamos disfrutando a tope. Una de mis manos baja para penetrarla. Esta totalmente abierta sobre mi. Un dedo entra, masajea, sale, entra, sale, …. otro de mis dedos llega hasta su ano y el pulgar toca el clitoris. No hay nada más placentero para una mujer que tener esos tres puntos cubiertos y yo los tenía sobre ella. Movía la mano enérgicamente y el orgasmo no tardó en llegar, su vagina se contrajo y me dio todo su placer. Echaba su cabeza hacia atrás y yo tenía una teta en una de mis manos, apretándola fuerte. Ahhhhhhggggggg…..Mmmmmm placer absoluto!!

Se echó sobre mi y me besó para bajar después un poco más y emplearse a fondo con mi pezon derecho. Apretaba, mordía, le tuve que decir que un poco más despacio y siguió bajando para comerme el coño. Me quite las bragas que tenía todavía puestas, Uffff…cuando sentí su boca ahi fue bestial. Cuando comencé a notar mi orgasmo llegar, metió su dedo hasta el fondo, moviéndolo y….sonó el timbre!!! Agggggghhhhhhh corte de rollo total!!! 

Lo divertido, buscar corriendo yo mis bragas y ella su ropa para ponérnosla y guardar la compostura para abrir la puerta. Era uno de sus hijos y venía para quedarse, claro, así que calentón sin resolver. Ella me pidió perdón más de un par de veces y yo le dije que, de verdad, no pasaba nada. Unos minutos allí mas que nos dieron para que me pusiera unos tomates del huerto en una bolsa y me fui para casa. 

Durante el camino pensé en la tarde tan maravillosa que había disfrutado, repasando cada momento. Cuando llegue a casa Marcos había escrito que vaya morbo de fotos y Jesús me mando por privado fotos del empalme que tenía de pensarnos. Una polla descomunal, una excitación que dice que no ha sentido nunca. Esta mañana hemos recibido Rocío y yo un vídeo suyo pajeándose.

Al rato, me ha llamado por teléfono pidiéndome detalles. He comenzado a contarle como más o menos había sucedido todo y no ha podido controlar su erección. Estaba solo y ha podido pajearse de nuevo conmigo al otro lado del teléfono. No esperaba necesitar hacerlo, pero mi voz y nuestra historia le han puesto malo. Sigue malo, de hecho. Creo que va a necesitar aliviarse más de una vez hoy. 

Por otro lado, Rocío y yo hemos tenido una conversación escrita de lo más caliente, donde le decía que me queda verla en una cama para mi, tranquilamente. Desde que me fui se ha masturbado dos veces, yo cuatro…. Ayer hablamos de sexo anal en el trayecto del coche que hicimos y me pone cachonda entrenar su culo. Dice que le hace daño y no le gusta mucho así que lo haremos despacio, con calma, sin prisa y seré la que invite a una polla a entrar en su trasero para que lo disfrute como se que lo puede hacer. 

Estoy cachonda todo el día, estamos cachondos todo el día. En el grupo lo he escrito. Marcos anda perdido y no ha dado señales de vida pero Jesus, Rocío y yo os puedo garantizar que si hoy pudiéramos vernos disfrutaríais de fuegos artificiales desde cualquier lugar de España y parte del extranjero. 

Quiero compartir con vosotr@s una palabra nueva que he aprendido hoy investigando un poco sobre el poliamor. Un concepto nuevo con el que cada día me veo más identificada. Y, aunque no me gusta ponerle etiquetas a nada, esta se acerca bastante a mi filosofía de vida, en la que prima la honestidad y la transparencia en cuanto a todos los involucrados en una relación de este tipo. Creo que en esto, de todas formas, lo difícil es encontrar personas que estén en la misma sintonía. Pero que si se encuentran puede ser la leche!! 

Mi palabra del día es:

COMPERSIÓN

La compersión es un estado emocional de felicidad empática experimentado al ver a otro individuo experimentar felicidad y alegría. El término surgió de las comunidades que practican las relaciones abiertas y la poligamia para definir un estado opuesto a los celos cuando su pareja salía con otra persona.

Las sociedades que practican el poliamor definen la compersión como un término comúnmente usado para describir «cuando una persona experimenta sentimientos positivos al ver a su pareja disfrutando de otra relación. Algunas veces llamado algo totalmente contrario a los celos».

Anuncios

8 comentarios sobre “Calentando el agua de la piscina con Rocío

  1. IMPRESIONANTE….de los mejores que he tenido el placer, y nunca mejor dicho lo del placer, de leer aqui. Hay un párrafo realmente excitante, puedo asegurar que así ha sido, pero todo el fondo, de principio a fin, maravilloso Estefanía. Como siempre “chapeau”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.