A solas, con Hugo

Autores: Estefanía y Hugo (no deja de ser una conversación entre dos personas ávidas de conocerse y no sólo escríbia yo….)

Hace pocas mañanas me encontré un email con nick de varón en el que el hombre que me escribía me decía que había encontrado mis relatos y que en sus tardes de estudio y polla dura se la meneaba pensando en mi. Lo firmaba Opositor de “” y el nombre de la que en principio podía ser su ciudad. He vuelto a confundirme … jajajaja. Imagine un hombre gris, en una habitación oscura, rodeado de libros, con gafas, gordo y sin pizca de gracia. Me daba la enhorabuena por mis historias y me decía que había tenido envidia de mi coprotagonista, en este caso de Miguel, el “probe Miguel”!!! Deje el email para contestarlo con algo de tiempo en los siguientes días pero no me dio tiempo….

boudoir 15.jpgAl tercer día recibí un mensaje por el chat del email diciéndome algo así como que qué cara me vendía…. me preguntaba si estaba relatando alguna experiencia o estaba ansiosa de vivirla y justo justo, me pilló escribiendo. Me hizo gracia la coincidencia y contesté… dejé aparcado mi relato por un momento ya que la conversación se inició muy animada y muy correcta. Dos cosas que agradezco sobremanera.

Me contó qué estudia, un poco como es su vida de pareja, sus gustos, por qué busca sexo, donde vive, a que se dedica, su nombre, su edad ….. he de reconocer que me enganché a él enseguida. Una de mis preguntas fue si le contaría a ella que buscaba sexo fuera y él me dijo que ella se lo permite si no hay más que sexo pero que creía que se lo decía por que no iba a suceder, que era un poco posesiva. “Se lo dirás antes o después?”, le pregunté. Él me contestó que después.

– Todo lo que escribo es real

– Escuchando (leyendo en este caso), se puede aprender mucho de alguien. Es el gran problema de este siglo. La gente quiere hablar, tener su momento de gloria pero lo de escuchar….pufff les cuesta que no veas… Una mujer que se sabe mujer, plena, hembra cuando ella lo desea, da miedo a los hombres…y a mi me vuelve loco, saca mi instinto más animal, más visceral

– Pues soy de las que doy miedo jejejeje

– No es el hecho de poseer, ni dominar, es el hecho de que sucumba al placer. Esa sensación de que le duelan las piernas, de que al día siguiente tenga agujetas y le cueste caminar, que llegue a quedarse dormida a las 5 o 6 horas después del último orgasmo y despierte pensando que es un sueño húmedo dándose cuenta que es ya de día y tiene mi polla de nuevo dentro….

– Eso me encanta….

– Eso es la verdadera droga. El que lo ha probado, lo necesita. Sacar la polla y sentirla, como recubierta de un barniz de tus propios flujos… (solo de pensarlo comienzo a lubricar 😉 )

– Me imagino…. te noto calentarte por momentos y tienes que estudiar!!!! jajajja

– Así a ver quien estudia….puta manía de estar en casa sin boxer jejeje

– jajajajaj yo tambien estoy en casa sin bragas…. es un vicio tonto, pero muy placentero

– Además, depilada, según estás, bocato di cardinale…

– No me depilo completamente

– Para llevar los dedos desde abajo, hasta tu clitoris, suave, despacio, pasando por cada pliegue de tus labios, sintiendo como se abren, y lubrican

– La historia con Miguel fue hace un par de meses… si lo dices por eso 😉, porque supongo que la has leído (publico en otra página de relatos y no van actualizados como en mi blog. Hugo, pues este es el nombre del joven, me contactó a través de esa página de relatos)

– Exacto, soy un grupi jajaja

– jajaja. Hay veces que los detalles tienen que ver con la historia y hay otras veces que no .. eso venía a colación para hacer la historia más divertida. Dejo abierto mucho a la imaginación pero dando detalles

– Eres donante de placer…

– Alguien me dijo un día que no me había descrito nunca y yo le dije que no era importante para que el lector me viera… cada uno me visualiza como quiere que sea

– Puede parecer hipocresía pero no sentimos morbo o placer por puro hedonismo. Unas manos, la forma de utilizarlas, el roce de un pezón por nuestra espalda, sentir como mi glande roza la cara interna de tu muslo, sintiendo su dureza, su lubricación, pensar que camino llevará después…, puede ser un pibonazo o el monstruo de las galletas

– cierto

– Si lo sabe hacer…nos correremos

  • Si no…tengo una frase:  para acabar tu cansada, y yo con ganas….no nos ponemos, cielo
  • jajajajaj pues esta bien la frase

– ¿ Sabes lo agónico que puede ser ver mamártela a una princesita pub, en plan…. no voy a parar hasta que te corras porque todos se corren enseguida, y ver como llega a dolerle la boca porque no lo consigue… y a la vez lo mágico que puede ser que una mujer madura, sabedora de su poder, te cabalgue y te corras en 10 minutos…casi pidiendo perdón por durar tan poco…

– Se de lo que hablas por que a los hombres con los que follo les suele pasar… y no me las quiero dar de nada.. no me malinterpretes

– ufff malinterpretarte yo? mmm…..no no…sería más divertido interpretarte. Para mi no hay nada más placentero que dominar la eyaculación, percutir cual martillo hidráulico hasta que sientes como sus labios presionan mi polla, como se arquea su espalda y se corren…descargar entonces…para sin sacarla seguir jugando, embistiendo lentamente hasta recuperar ambos el ritmo…..

Hugo me estaba haciendo sentir muy especial, él también lo era, lo presentía. Una filosofía de vida maravillosa, casi sorprendente para un chico de 32 años. Cuando me paro a pensar y si calculo… casi podría ser mi hijo y estaba ante un ser maravilloso que disfrutaría conmigo en un paraje natural bajo las estrellas, con poco más que una botella de vino y nuestros cuerpos regalados a la luna. Me ofreció de hecho ese plan para hacerlo en la noche de San Juan… noche mágica por naturaleza. Le dije que estaría bien y no admitió el condicional por respuesta. Me gusta este chico, es directo y sabe lo que quiere. Me empezaba a intrigar su aspecto. Mi imaginación no me llevaba en principio a nadie atractivo pero ahora ya lo era. Ese momento de conocimiento de la cara y del cuerpo cuando alguien me gusta tanto con sus pensamientos y palabras, me da un poco de miedo. Le pedí que, por favor, se describiera y fue mucho mejor de lo que esperaba. Ya tenía el puzzle compuesto… no me hacía falta verle para saber que me apetecía sentirle. Cavilando, me pillo por sorpresa su siguiente escrito:

– Me entregaría a ti ahora (no es un cumplido) y empezaría tremendamente lento, erizando cada milímetro de tu piel

– Si te sirve, lo has hecho, me has erizado solo con leerte

– Acercándome desde tu espalda, tomándote por el cuello, tus hombros…buscando el ir y venir de tu respiración desde el lóbulo de tu oreja, lamiéndolo, tirando de él con mis labios. Buceando con mis manos por tu generoso pecho, en la aventura de descubrir tus pezones, rodearlos, pellizcándolos con sutileza (no son los botones de una radio) bajando mi boca a ellos, rogándote con la mirada que tu misma los acerques a mi boca..

– Eres maravilloso

– Me halagas

– Abro la bragueta de mi jean, abotonada, lentamente introduzco mi mano, con sutileza la saco, sumamente dura palpita, venas se dibujan en mi tronco, mi glande brilla por la lubricación, en un rojo burdeos

– y ahora no deberías de poder escribir…..

– ¿y perderte?

– No me pierdes

– Pero deberías darte el placer que necesitas

– Sin tu descripción?

– Yo te la doy 

– Vente…déjame que pose mi mano en tu mano, guiarte la misma hasta mi polla, por fuera del jean que llevo puesto…. (eres mi vicio)

– Te aseguro que no haría falta que dirigieras tu mano a la mía para eso. Yo también me convierto en un animal salvaje

– Entre besos y caricias no dejo de mirarte. Mis embestidas comienzan a ser duras, marcadas, profundas, en pocas, llego a tu fondo. Piensas que deseo meterte hasta mis huevos pues no me rindo y sigo empujando 

– Hugo… me corro otra vez!!!

– Coloco mis dos manos en tu culo para que no te muevas y pueda seguir amándote duro 

– bufff… la intensidad de tus palabras me hacen disfrutar de la imaginación de nuestro encuentro y es estupendo

– Muerdo tu boca, tu lengua, bajo mi boca a tu pecho buscando como loco tus pezones. Sientes como mis huevos golpean contra tu coño en un aumento del ritmo de mis embestidas hasta la vibración en el tronco de mi propia polla. Sabes bien que no aguantaré mucho más

– No vas a aguantar mucho mas…

– Estefanía, donde quieres mi leche?

– En mis tetas

– Comienzo a realizarte embestidas profundas, sacándola prácticamente del todo dejando tan solo cm de mi glande. Metiéndola de nuevo hasta el fondo, lento, sutil, profundo, intenso, DURO. Con mis manos formo una coleta a tu pelo, vuelvo acercar mi boca a tu oído. De rodillas mademoiselle?

– De rodillas

  • Coloco mis manos en mi espalda, mi polla erecta, cual piedra te señala. Hilos de tu flujo comienzan a caer al suelo y…..
  • ya no aguantas mas….. y me lo quieres dar todo y me lo das….Echas toda tu leche en mis tetas. Y la disfruto , la siento caliente y me encanta…

– Beso tu frente, ayudándote a incorporar de nuevo, te tomo en brazos…posándote cuidadosamente en el tresillo que tenemos frente a la chimenea y te tapo con la manta que arrugada nos esperaba en él 

– Definitivamente….eres un romántico!!! 

– Aún desnudo y tremendamente empalmado tiro dos troncos a la chimenea, los muevo, avivando el fuego, doy un sorbo de mi ron cola mientras te admiro. Te lanzo un beso sonriendo encantado de haberte conocido, mientras te limpias mi leche de las tetas

– Me encanta!!!

– To be continued?

– To be continued

– Te gustó?

– Lo dicho, se te da fenomenal

– Si se te da igual follar, vamos a ser grandes amigos jajajaja

– Por el interés te quiero Hugo jajaja. Estefanía y Hugo, destapando miserias de un tal Grey, 

ese título para el nuestro. Un autentico placer, de corazón

– Igualmente, de corazón, también

– De corazón dice….¡¡bruja!! se te bajo a las piernas?ijijiiji

– jajaajajaja si, un poco también

  • Muack

Suelo desconectar de las conversaciones que mantengo, hago click en mi cerebro y cambio el chip para atender mi casa, mi trabajo…. pero esta vez, no pude. No podía dejar de pensar en Hugo, en sus palabras, en su educación al plantearme todos los temas que salían, lo bien que se expresa con la escritura…  Habíamos hablado de sexo y me había corrido con él con total naturalidad. Todo había fluido… él y yo fluíamos…..  Miré los kilómetros que había hasta su tierra desde mi casa y el punto intermedio cual podría ser… ¡¡es de locos!! ¡¡me apetece tanto sentirle!! 

Anuncios

8 comentarios sobre “A solas, con Hugo

  1. Apasionante. Tremendamente excitante y morboso.
    Sabiendo que además hay segunda parte, uno se queda aún con más ganas de más.
    Y con algo de envidia.

  2. Cuando la pasión se transforma en ágil escritura por mentes despiertas.

    Olvidemos el morbo, la excitación per se de la masturbación fácil del que anhela una conversación semejante (si, saco de la ecuación la mente femenina, mucho más vital y plena en todos los aspectos), o peca de humilde pensando (¡oh, incauto!) que simplemente le serviría para satisfacer sus “necesidades”.

    Eliminando todo eso ¿Qué sentís al leerlo? ¿Qué sentiríais al vivir un encuentro con un alma tan parecida a vosotrxs en lo que a nuestros instintos animales se refiere? ¿Qué viviríais si esa química no solo fuera en lo sexual?

    Gracias de antemano por vuestros pensamientos en voz alta.

    1. A mi también me gustaría saber que se siente al leerlo….intentamos transmitir unos sentimientos que no sabemos si llegan tal cual son o simplemente se lee el sexo como protagonista……

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.